martes, 18 de marzo de 2014

Primavera con Estilo.

A tres días del inicio de la Primavera, siguen saltando novedades que hacen que más que ver los cerezos en flor, lo que queramos es ver florecer el estilo de nuestro guardarropa.
Entre webs, revistas y campañas de temporada, caben destacar tres puntos llamados a convertirse en referente para estos meses de paseos a media tarde y escapadas de fin de semana.

Una de las novedades más recientes nos la traen los hermanos Caten, que presentan la línea Dsquared2 Classic. Siempre con esa estela de optimismo y diversión en sus prendas, esta vez sorprenden con una línea más clásica para los trajes de verano a los que sellan con diferentes materiales en las solapas. Una opción sólida para aquellos que no se quieren alejar de lo formal pero con un toque llamativo.
El vídeo de la campaña lo refleja a la perfección.

video

Otra de las noticias más recientes que he podido ver es la del lanzamiento de la nueva fragancia de Karl Lagerfeld, Karl. Se presentaron la pasada semana en el Palacio de la Bolsa de París con los nombres de Eau de Toilette Karl Lagerfeld (hombre) y Eau de Parfum Karl Lagerfeld (mujer).
Con notas de mandarina, sándalo ó lavanda, el perfume de hombre es el toque primaveral que te faltaba. La campaña, cómo no, la protagoniza Baptiste Giabiconi, muso del káiser.


 Terminamos con la Z, de Zegna. Stefano Pilati, antiguo diseñador de Yves Saint Laurent, es el encargado de la histórica firma italiana para esta ocasión. Su primer desfile de Primavera/Verano 2014 ha conectado modernidad con clasicismo consiguiendo así la mezcla perfecta, naciendo de ahí Zegna Couture.  En palabras del propio diseñador: "He intentado reflejar un modo de vida lujoso. Es para hombres que quieren vestir antes su personalidad que su cuerpo. Prendas sin ostentación, suntuosas y llenas de pequeños detalles escondidos".
Para la campaña de Zegna Couture la casa italiana optó por el ya conocido modelo Jamie Dornan, protagonista de campañas de Calvin Klein y ahora más conocido por su inminente estreno en pantalla de Cincuenta sombras de Grey.


 





jueves, 13 de marzo de 2014

Eres un Gentleman, ¿verdad?

Ahora que ando más que nunca indagando, leyendo y releyendo cuáles son las claves para convertirse, de verdad, en un auténtico gentleman, me he dado cuenta de que sin prestar atención a los pequeños detalles y a auténticos toques de originalidad no se llega a ningún sitio (en el tema que nos ocupa, claro).

Uno puede salir de casa para una perfecta cena en una noche especial hecho un pincel, ataviado con un traje made to measure, oliendo a Tom Ford y con unos tassel dignos de Savile Row y, de repente mirarse y darse cuenta de que, a pesar de la elegancia, hay algo que no nos cuadra o, mejor dicho, que nos descuadra.
Mírate y fíjate bien. Eres fumador y no llevas un Zippo ó un St Dupont, llevas un Clipper. No llevas una estilográfica, sino un boli Bic negro. Reconócelo: no eres el auténtico dandy que creías.

Es a partir de aquí cuando de ahora en adelante enmendas tus pequeños errores y, a parte de a tu elegantísimo traje, le das la atención que se merece a los pequeños detalles, esos que cuando te pongas frente a otro igual te diferencien y te den ese sabor que buscabas.

En cuanto a recomendaciones no te preocupes, que yo te doy unas cuantas.

Para encendedores y estilográficas, prueba ahora con la estética Gatsby y hazte con un bonito mechero de St. Dupont ó una elegante pluma de Mont Blanc. Aciertas fijo.






Presta también especial atención a uno de los elementos más visible de todo tu atuendo: el pañuelo de bolsillo. Reforzará tu imagen y dará un punto de luz si vas, por ejemplo, de black total look. Los de Etro o los de Scalpers te ayudarán más que ninguno.






Remata tu look con un pisacorbatas, que vienen pisando fuerte de nuevo después de varios años de impopularidad.. Elige uno sencillo como éste de Dunhill. Un llavero discreto, como éste de Cartier, será ya lo que te delatará como lo que eres: un gentleman "hecho y derecho".





miércoles, 5 de marzo de 2014

Oscar 2014.

Ya era hora de que hubiese una gala en Hollywood donde fuésemos nosotros, y no ellas, los que diéramos que hablar dando el paseíllo por la alfombra roja.

 Este año no sólo hemos oído hablar de palabras de honor y cortes sirena (que también), sino que el esmoquin y los toques de color de los más atrevidos han estado también llenando revistas y blogs de estilo.

La 86ª Gala de los Oscar nos ha dejado comprobar quién es ya un experto en esto de acudir hecho un pincel y quién, a pesar de la experiencia, sigue dando palos de ciego dejando lugar a una improvisación que rara vez es acertada.

Acertado e impecable,uno de los actores de moda, Bradley Cooper, se ciñó a la más estricta etiqueta y esa prudencia le otorgó el título de uno de los hombres mejor vestidos de esta gala de 2014.

Jason Sudeikis, con esmoquin de Prada en azul, a pesar de no ir de negro consiguió ser también muy aplaudido. Chris Hemsworth, que tampoco quiso el negro y optó por tonos morados y burdeos, dio también una lección de estilo a pesar de ser de los más jóvenes.



Una de las cosas que más me ha llamado la atención de esta edición ha sido la obsesión que ha habido por ir con esmoquin slim fit, cosa que no ha impedido que algunos vayan realmente elegantes pero que sí que se han excedido en la estrechez de las prendas, sobre todo de los pantalones.

Podéis ver aquí a Ethan Hawke ó a Tyson Beckford donde el tiro del pantalón llega al límite. (Getty Images). Ridículo Kellan Lutz, que parece que pidió un esmoquin que le quedara ceñido en plan ropa del gym.



Excepciones hubo, por supuesto. Siempre están los que le dan una patada al estilo escrito y deciden imponer el suyo, a ver qué pasa. Y pasa pues eso, que son fotos que quedan para la posteridad y el arrepentimiento ya no tiene cabida en la memoria de la red carpet.
Matthew McConaughey parecía un camarero,Michael Straham creo que se confundió de fiesta y Pharrell Williams se fue sin Oscar y con un premio: el peor de la noche.




¡Hasta la próxima!